volver a portada
ATRAS
PORTADA MyS
REVISTA DE COMUNICACIÓN INTERACTIVA
MUJERES Y SALUD
 ESTAS EN
MyS 11-12
 
Experiencias
ATRAS... PORTADA
¿ M y S ?
¿ M y S ?
 OTROS RECURSOS
SUMARIO
LINKS
mys@pangea.org
SUSCRIPCIÓN
 
 
 OTROS N�MEROS
MyS 1
MyS 2
MyS 3
MyS 6
MyS 7
MyS 8
MyS 9
MyS 10
MyS 13-14
MyS 15
MyS 16
MyS 17
 VOLVER A...
matriz.net

NO EN NUESTRO NOMBRE

Este año ha estado marcado más que nunca por la presencia de la guerra en todo el planeta.
Millones de mujeres y hombres han salido a la calle contra la guerra...
El movimiento antiguerra ha estado liderado y sostenido desde siempre y día a día por las mujeres en todos los continentes. El movimiento de mujeres por la salud no podía quedar al margen y durante todo el año ha estado movilizando y participando en todas las manifestaciones.
Una muestra de todo lo escrito es el siguiente manifiesto de la Red de Salud de las Mujeres de Latinoamérica y el Caribe.



LAS GUERRAS SON UN ARMA BIOLÓGICA

Da igual que sean instrumentos de destrucción masiva, biológicos, gases tóxicos, la madre de todas las bombas, cohetes, misiles, balas comunes, cuchillos, armas atómicas...
Cualquiera que sea, una guerra siempre cumple el papel de destruir vidas humanas, plantas, animales;modificar microorganismos para los cuales se necesitan siglos para desarrollar defensas...

En suma, todas las guerras, cada año más sofisticadas en su capacidad destructiva, afectan el delicado balance de la vida en el planeta, por lo que es inmoral llamarlas como si no fuesen ataques biológicos, porque sí lo son.

Genocidios de pueblos ancestrales, desaparición de especies animales y vegetales, todos ellos únicos en su especie, irrepetibles en su bagaje cultural, genético, tecnológico, de relacionamientos y sutiles redes.

Por cierto, las mujeres, niñas y niños son los más impactados en diversas formas, afectando así al centro mismo del presente y del futuro humano, sometiéndoles a crueldades sin precedentes que violan toda razón y derechos humanos.

Y si se trata de rechazar guerras biológicas, bacteriológicas, no importa que las llamen con nombres mesiánicos, como el bien contra el mal, lo cierto es que se está atacando y afectando la salud física, mental. social y ambiental de todos los seres que habitamos este planeta. Rechazar la guerra es defender la vida y la salud: la suya, la nuestra, la de GAIA.

Arriba
MUJERES Y  SALUD <MyS Portada>
©2004 - matriz.net & M y S