volver a portada
ATRAS
PORTADA MyS
REVISTA DE COMUNICACIÓN INTERACTIVA
MUJERES Y SALUD
 ESTAS EN
MyS 9
 
Artículos
ATRAS... PORTADA
¿ M y S ?
¿ M y S ?
 OTROS RECURSOS
SUMARIO
LINKS
mys@pangea.org
SUSCRIPCIÓN
 
 
 OTROS N�MEROS
MyS 1
MyS 2
MyS 3
MyS 6
MyS 7
MyS 8
MyS 10
MyS 11-12
MyS 13-14
MyS 15
MyS 16
MyS 17
 VOLVER A...
matriz.net


DE INFARTOS Y MUJERES

María Hernández (enfermera) nos cuenta un caso vivido directamente con final trágico.

"Desafortunadamente éste verano en mis vacaciones viví el caso de una mujer que murió a consecuencia, con toda probabilidad, de un problema cardiovascular no diagnosticado. Estabamos en Menorca en un lugar de comunicación dificultosa ya que debíamos tomar un barco para llegar al pueblo y desde éste lugar coger un bus o un coche hasta la ciudad.

La mujer se llamaba Ana, tenía unos cuarenta y tantos años y estaba de vacaciones con su madre, nos vimos en el jardín porque ella me llamó para saludarme y decirme que había visto bajar a mis hijos. Me pareció que estaba muy pálida y que retenía líquidos porque toda ella estaba hinchada. Al preguntarle por su estado, me explicó que tenía un problema digestivo, pero que la había visto su médico y no consideró necesario que dejara de viajar desde Madrid a Mahón. Le ofrecí cruzar en el barco y traerle yoghurt, limones o lo que necesitase. Quedamos en que en cuanto se recuperara podríamos dar una vuelta por la isla y reírnos un ratito.

Qué impresión cuando a la mañana siguiente al ir al comedor me relatan los hechos de la noche... En éste lugar no tienen contratado médico ni enfermera y cuando surge una urgencia suelen acudir a los profesionales hospedados si los hay. Ana no bajó a cenar, se encontraba fatal y su madre le subió algo para tomar. Más tarde empeoró y la madre fue a buscar al vigilante para intentar llevarla a un hospital. En todo éste trágico escenario la vio uno de los veraneantes que era psiquiatra. El Insalud al teléfono hacía todo tipo de preguntas, pasaron la llamada de Palma a Mahón. Ana, todavía consciente, fue subida a un tractor que se utiliza en la residencia para transporte de equipajes y alimentos. El camino hasta el barco tiene muchos baches, la pobre debió bajar en continuo movimiento. Cuando la subieron a la embarcación se desvaneció y cuando el barco llegó a la orilla unas turistas inglesas, con conocimientos de reanimación, que estaban cenando en un restaurante al pie de la embarcación, subieron apresuradamente para intentar reanimarla.

Pero ya no pudieron hacer nada por Ana.

María Santiago (médica de familia) nos cuenta dos casos resueltos de modo satisfactorio pero en los cuales hubo riesgo de ser incorrectamente diagnosticados:

"El primero es el de Manoli (la auxiliar de clínica de mi centro de salud) que tenía al marido ingresado por una hemorragia digestiva y estaba por esto muy nerviosa. Se quejó de un dolor torácico del que la doctora que la atendió en urgencias (en el mismo hospital que el marido) no dudó un instante de su origen cardíaco y gestionó su inmediato ingreso en la unidad de coronarias, tras las pruebas pertinentes. La misma doctora, sin embargo, nos comentó que, dados los síntomas, hubiera sido fácil etiquetar el cuadro de crisis de angustia.

El otro caso es el de una mujer viuda que vivía sola y acudió una al centro de salud. Desde que falleció su marido consultaba con más frecuencia de lo habitual por múltiples dolores óseos, pero el día en cuestión, la paciente presentaba desde la madrugada un dolor torácico sin gran componente opresivo, sin irradiación y con un cuadro de malestar general con nauseas. Al llegar el cuadro tenía una evolución al menos de cuatro horas, acudía sin compañía y caminando. A la exploración se vio que las constantes vitales estaban conservadas. Yo decidí una valoración hospitalaria y llamé al 061 para una U.V.I móvil. Como movilizar la unidad siempre pasa por el criterio del/de la médico/a encargado/a, en esta ocasión, a la responsable le pareció que el cuadro tenía muchas horas de evolución, que la paciente estaba estable, que el ECG no había cambiado y que probablemente no fuera un cuadro coronario; por lo que decidió no enviarla. Optamos por el único recurso que nos queda en estos casos: una ambulancia de traslado normal (conductor y camillero, con posibilidad de oxigenoterapia). Mientras llegaba intentamos localizar a algún familiar de la paciente, sin éxito y finalmente a los pocos días nos enteramos de que la troponina había sido positiva y la paciente había ingresado con el diagnóstico de infarto agudo de miocardio en cara inferior.

RECUERDA: NO TODOS LOS INFARTOS EMPIEZAN CON DOLOR EN EL PECHO O EN EL BRAZO

Puedes sentir dolores detrás del esternón que suben por el cuello hacia las mandíbulas, dolores de estómago o abdomen, nausea o mareo, falta de aliento y dificultad para respirar, ansiedad, debilidad o fatiga inexplicable, palpitaciones, sudor frío o palidez.

Arriba
MUJERES Y  SALUD <MyS Portada>
©2002 - matriz.net & M y S