volver a portada
ATRAS
PORTADA MyS
 
REVISTA DE COMUNICACIÓN INTERACTIVA
MUJERES Y SALUD
ESTAS EN MyS 8  
On/Off
ATRAS... PORTADA 8
MyS 6
¿ M y S ?
¿ M y S ?
 OTROS RECURSOS
SUMARIO
LINKS
mys@pangea.org
SUSCRIPCIÓN
 
 
 OTROS NÚMEROS
MyS 1
MyS 2
MyS 3
MyS 6
MyS 7
MyS 9
MyS 10
MyS 11-12
MyS 13-14
MyS 15
MyS 16
MyS 17
 VOLVER A...
matriz.net
 
ON
Rawa y Hawc La salud en tiempos de guerra


<Montse Cervera >
Mujeres de RAWA y HAWCA
 


Dedicamos hoy nuestra solidaridad y apoyo a las mujeres de RAWA y HAWCA de Afganist�n que adem�s de luchar por los derechos de las mujeres y la paz, siguen atendiendo a las mujeres y ni�os en los campamentos de Paquist�n y en Afganist�n. La guerra ha tra�do m�s refugiados y situaciones l�mite con muy pocos recursos para solucionarlos. Dentro de Afganist�n algunas mujeres se han atrevido a empezar a trabajar y uno de los sitios en las que se las requiere es en la sanidad. Pero la situaci�n no est� garantizada y las posibilidades reales de trabajar y cobrar son pocas.


Estas mujeres como ellas mismas dicen "son como una gota en el oc�ano", pero es una gota que nosotras queremos que se agrande y sobre la que las mujeres encuentren apoyo m�dico, psicol�gico y la posibilidad de mirar el futuro con la esperanza de poder construir juntas una sociedad nueva donde las mujeres tengan un papel como ciudadanas y puedan hablar de los derechos a la salud y no s�lo de sufrimiento, fundamentalismo y muerte, que de gotas pasen a olas que inundan todo Afganist�n.

La paz y el restablecimiento de los derechos humanos y la democracia no se podr� construir sin la participaci�n de las mujeres en todos los campos, incluido la formaci�n del gobierno y el respeto a sus derechos. Esta es una batalla fundamental para poder hablar de la salud de las mujeres, para pasar de las urgencias a las exigencias, para salir del terror, el miedo y el hambre a construir juntas un futuro ....

VER www.rawa.org

OFF
�Donaci�n o compra de Ovocitos?


Una de las m�ltiples trampas seductoras con las que se intentan atrapar a mujeres j�venes para introducirlas en el tratamiento hormonal y la intervenci�n quir�rgica que requiere la industria de la maternidad para conseguir la mayor cantidad posible de �vulos para la producci�n de embriones, es aumentar la "compensaci�n econ�mica de las j�venes" para evitar el mercadeo que ya se est� dando entre cl�nicas, que ofrecen bajo manga m�s de las 100 mil pesetas que la legislaci�n espa�ola permite abonar "por las molestias". Como si los serios riesgos conocidos y los interrogantes futuros que suponen para la salud y fertilidad de las j�venes pudieran equipararse a la sencillez de una donaci�n de esperma. Para que no haya mercadeo, las donaciones deben ser absolutamente solidarias: o sea, gratuitas. Si no, no son donaciones: son ventas.



Arriba
MUJERES Y  SALUD
  ©1999 - matriz.net & M y S